Busca las diferencias.

cual es el corchete de calidad?sabrías diferenciarlo?
Déjanos un comentario.

TENDENCIAS DEL TRAJE DE VALENCIANA EN EL AÑO QUE NADIE QUIERE NOMBRAR.



Los supersticiosos dirían que no es un buen año para (puntos suspensivos…. Póngase aquí lo que usted desee). Sin embargo las tendencias siguen sus propios pasos. Caminan como los niños que recién acaban de saber comenzar a andar y no quieren que se les guíe. Pues así veo yo las tendencias en moda este curso lectivo en general para la moda  y en particular para los trajes de valenciana.
Veo muchas cintas y entredós. Veo menos vuelo en las faldas, pero tampoco demasiado menos. Veo la vuelta del Barroco e incluso el rococó. Colores fuertes, verdes olivas, naranjas, rosas y azules limpios. Veo justillos, trajes de huerta con mucho estilo y adornos encajados en lugares antes nunca vistos. Veo que el rigor histórico del traje de valenciana se reinterpreta según se quiera y eso no es criticable, y me explico:
Las tendencias falleras en lo que al traje de valenciana se refieren han sido muchas y serán, (afortunadamente para todos), durante mucho tiempo, las que uno quiera además de lo que la  historia nos ofrezca, gracias a Dios… Pese a las críticas de unos que creen que la historia del traje de valenciana es una y no más.
Se ha criticado todo y a todos: vuelos de falda, trajes de excesivos colores, formas, puntillas y manteletas, Se ha criticado el miriñaque, se ha intentado quitar una caída a las faldas, acortarlas y luego alargarlas porque quedaban muy cortas…Sirva de  ejemplo (yo… a lo mío) el denostado miriñaque:
¿Existió el miriñaque, tan detestado por muchos? Pues sí, señores.
A finales del siglo XIX fue pieza imprescindible de la burguesía  femenina emergente de nuestra tierra, que demostraba el poder económico de la mujer(en este caso de la familia). La mujer como escaparate de lo que su apellido y su casta había conseguido. Y, ¿es criticable que hoy haya mujeres que les guste el ahuecamiento de su traje de fallera con el miriñaque? Pues, desde mi humilde opinión, no.
Te podrá gustar más o te podrá disgustar, pero, lo cierto es que tan histórico es el traje de farol como el traje de siglo XVIII, la media manga, las manteletas, las puntillas y el ahuecamiento de las faldas con el miriñaque o incluso el polisón…
Con ello, llego a la conclusión de que, si todo es historia, ¿por qué una fallera no puede elegir que parte de la historia quiere en su traje de valenciana?
Léase…

NOVEDADES EN LA WEB


Free website - Powered By Wix.com

CORPIÑOS 2012.

Os dejamos aquí una pequeña muestra de los corpiños que hemos realizado este año 2012. Espero que los disfrutéis.






















Trajes para la fallera mayor infantil de Valencia 2012

Trajes confeccionados para Marian Indumentaria 2011-2012 de la fallera Mayor I nfantil de Valencia 2012






ÚLTIMAS FOTOS CORPIÑOS ANTES DE TEMPORADA FALLERA 2012








¿POLÉMICA? WHAT POLEMICA?

Me voy a poner un poquito tiquis miquis, discúlpenme los compañeros de profesión.
Es cierto que se ha creado cierta polémica desde que la alcandesa de Valencia, Rita Barberá, propuso una disminución del largo de las faldas y su vuelo.
Es cierto también que el largo de las faldas, el corto de las mangas de un corpiño de fallera, el vuelo arrás de vista o las manteletas, y si me apuráis, el moño... se han desvirtuados de su origen.
Pero también es cierto que las fallas, esos monumentos hoy "...ovacionados por todo el mundo", y digo ovacionados literalmente (no sé si sabrán que Argentina está haciendo réplicas de la fiesta valenciana), por su magnanimidad, fueron en su origen, trastos viejos que se recogían al comienzo de la primavera. Para quemar porque en las casas y talleres se hacía la dichosa limpieza de  primavera  y se quemaba lo viejo.
Como dice la canción "estoreta velleta pa la falla de San Josep.... el que els veïns els van donant....".
Así pues, deduzco, que cada cual puede vestirse, como le venga bien, puesto que si a desvirtuar vamos... el que esté libre de pecado... que tire la primera piedra.
Las señoras de la alta alcurnia de los siglos XVIII y subsiguientes seguían los dictados de la moda de turno que se vivía en palacio. También eran fashion victim del momento. Así pues, la señora que se podía vestir como una reina, no se vestía como una plebeya.
Hoy, desde luego, me parece imprescindible poseer el traje de valenciana, atribuido más bien a lo que denominaríamos clase media, pero también me parece altamente recomendable poseer un traje de siglo XVIII, porque son bellos, más que bellos. Hacen resaltar la figura de la mujer de una forma espectacular, con colores y telas nobles que nos maravillan cuando nos los ponemos.
Sin embargo y tal y cómo dije en anteriores ocasiones, creo necesario poder añadir a esos imprescindibles, el traje de huerta. Porque de huerta somos y en huerta nos debemos convertir.
Y es éste, el traje de huerta el que es más rico, desde mi punto de vista. Nos permite muchas nuevas opciones de conjugar colores, texturas, puntillas y brocados.
Yes en estos trajes, junto con el traje de valenciana en los que debería disminuirse el vuelo de la falda y acortarse la misma, un poco. Lo justo para poder caminar sin tropezarse para ir a la ofrenda de flores.
A mi, ahora que lo pienso, me gustaría saber qué dicen al respecto del largo de las faldas las tintorerías especializadas...imagino que bien..jaja.

lunes, 17 de septiembre de 2012

domingo, 27 de mayo de 2012

TENDENCIAS DEL TRAJE DE VALENCIANA EN EL AÑO QUE NADIE QUIERE NOMBRAR.



Los supersticiosos dirían que no es un buen año para (puntos suspensivos…. Póngase aquí lo que usted desee). Sin embargo las tendencias siguen sus propios pasos. Caminan como los niños que recién acaban de saber comenzar a andar y no quieren que se les guíe. Pues así veo yo las tendencias en moda este curso lectivo en general para la moda  y en particular para los trajes de valenciana.
Veo muchas cintas y entredós. Veo menos vuelo en las faldas, pero tampoco demasiado menos. Veo la vuelta del Barroco e incluso el rococó. Colores fuertes, verdes olivas, naranjas, rosas y azules limpios. Veo justillos, trajes de huerta con mucho estilo y adornos encajados en lugares antes nunca vistos. Veo que el rigor histórico del traje de valenciana se reinterpreta según se quiera y eso no es criticable, y me explico:
Las tendencias falleras en lo que al traje de valenciana se refieren han sido muchas y serán, (afortunadamente para todos), durante mucho tiempo, las que uno quiera además de lo que la  historia nos ofrezca, gracias a Dios… Pese a las críticas de unos que creen que la historia del traje de valenciana es una y no más.
Se ha criticado todo y a todos: vuelos de falda, trajes de excesivos colores, formas, puntillas y manteletas, Se ha criticado el miriñaque, se ha intentado quitar una caída a las faldas, acortarlas y luego alargarlas porque quedaban muy cortas…Sirva de  ejemplo (yo… a lo mío) el denostado miriñaque:
¿Existió el miriñaque, tan detestado por muchos? Pues sí, señores.
A finales del siglo XIX fue pieza imprescindible de la burguesía  femenina emergente de nuestra tierra, que demostraba el poder económico de la mujer(en este caso de la familia). La mujer como escaparate de lo que su apellido y su casta había conseguido. Y, ¿es criticable que hoy haya mujeres que les guste el ahuecamiento de su traje de fallera con el miriñaque? Pues, desde mi humilde opinión, no.
Te podrá gustar más o te podrá disgustar, pero, lo cierto es que tan histórico es el traje de farol como el traje de siglo XVIII, la media manga, las manteletas, las puntillas y el ahuecamiento de las faldas con el miriñaque o incluso el polisón…
Con ello, llego a la conclusión de que, si todo es historia, ¿por qué una fallera no puede elegir que parte de la historia quiere en su traje de valenciana?
Léase…

NOVEDADES EN LA WEB


Free website - Powered By Wix.com

viernes, 20 de abril de 2012

CORPIÑOS 2012.

Os dejamos aquí una pequeña muestra de los corpiños que hemos realizado este año 2012. Espero que los disfrutéis.






















jueves, 24 de noviembre de 2011

lunes, 23 de mayo de 2011

¿POLÉMICA? WHAT POLEMICA?

Me voy a poner un poquito tiquis miquis, discúlpenme los compañeros de profesión.
Es cierto que se ha creado cierta polémica desde que la alcandesa de Valencia, Rita Barberá, propuso una disminución del largo de las faldas y su vuelo.
Es cierto también que el largo de las faldas, el corto de las mangas de un corpiño de fallera, el vuelo arrás de vista o las manteletas, y si me apuráis, el moño... se han desvirtuados de su origen.
Pero también es cierto que las fallas, esos monumentos hoy "...ovacionados por todo el mundo", y digo ovacionados literalmente (no sé si sabrán que Argentina está haciendo réplicas de la fiesta valenciana), por su magnanimidad, fueron en su origen, trastos viejos que se recogían al comienzo de la primavera. Para quemar porque en las casas y talleres se hacía la dichosa limpieza de  primavera  y se quemaba lo viejo.
Como dice la canción "estoreta velleta pa la falla de San Josep.... el que els veïns els van donant....".
Así pues, deduzco, que cada cual puede vestirse, como le venga bien, puesto que si a desvirtuar vamos... el que esté libre de pecado... que tire la primera piedra.
Las señoras de la alta alcurnia de los siglos XVIII y subsiguientes seguían los dictados de la moda de turno que se vivía en palacio. También eran fashion victim del momento. Así pues, la señora que se podía vestir como una reina, no se vestía como una plebeya.
Hoy, desde luego, me parece imprescindible poseer el traje de valenciana, atribuido más bien a lo que denominaríamos clase media, pero también me parece altamente recomendable poseer un traje de siglo XVIII, porque son bellos, más que bellos. Hacen resaltar la figura de la mujer de una forma espectacular, con colores y telas nobles que nos maravillan cuando nos los ponemos.
Sin embargo y tal y cómo dije en anteriores ocasiones, creo necesario poder añadir a esos imprescindibles, el traje de huerta. Porque de huerta somos y en huerta nos debemos convertir.
Y es éste, el traje de huerta el que es más rico, desde mi punto de vista. Nos permite muchas nuevas opciones de conjugar colores, texturas, puntillas y brocados.
Yes en estos trajes, junto con el traje de valenciana en los que debería disminuirse el vuelo de la falda y acortarse la misma, un poco. Lo justo para poder caminar sin tropezarse para ir a la ofrenda de flores.
A mi, ahora que lo pienso, me gustaría saber qué dicen al respecto del largo de las faldas las tintorerías especializadas...imagino que bien..jaja.
Copyright @ Indumentarista | Floral Day theme designed by SimplyWP | Bloggerized by GirlyBlogger | Blog Templates created by Web Hosting Men